Plataforma TuEnvio

Más control sobre datos personales: TuEnvío se integra al Minint

El pasado 20 de septiembre, la emisora oficial Radio Reloj anunció que la plataforma de comercio electrónico estatal TuEnvío saldrá próximamente con su versión 2.0. Entre las novedades se informó que TuEnvío pasará a operar con la controvertida Ficha Única del Ciudadano (FUC).

Según este medio, la nueva versión responde a que la tecnología que soporta dicha plataforma es “obsoleta” y no soporta los niveles de concurrencia de los clientes. TuEnvío cuenta con picos diarios de 80.000 peticiones de compra por segundo y ya alcanza el millón de usuarios registrados. Estas cifras, según dijo a Radio Reloj Gilbert Luis Díaz, gerente general de DataCimex, no pueden  ser manejadas con eficiencia en el estado actual de la tecnología de la plataforma.

https://www.youtube.com/watch?v=jqJO87a2e8Y

La novedad de TuEnvío 2.0, más allá de una supuesta mejora de su soporte tecnológico, está en la integración para acceder a los servicios de compra de la Ficha Única del Ciudadano (FUC), una controversial base de datos con información personal de los usuarios que, según Gilberto Luis Díaz, ayudará a “personalizar” los servicios. La noticia, sin embargo, es motivo de preocupación para activistas y miembros de la sociedad civil, pues encierra varios peligros para los derechos humanos de los ciudadanos.

¿Qué es la Ficha Única del Ciudadano?

La FUC es un sistema informatizado asociado al Sistema de Registros del país, donde se encuentra también el Sistema Único de Identificación con que trabajan las oficinas de Inmigración  e Identificación del Ministerio del Interior (MININT). Su aplicación entró en vigor en diciembre de 2020 por la Resolución 484 del Ministerio de Justicia (MINJUS).  

Según la Resolución, la FUC capta “datos de identidad de las personas desde una fuente única”, es decir, que la información se mantiene en una gran y única base de datos. Dicha base, continúa, tiene como objetivo garantizar “la seguridad jurídica, la integridad y la protección de la información”. Los datos que incluye son los siguientes: Número de identidad, nombres y apellidos, nombres de los padres, Registro Civil (además de tomo y folio) donde se encuentra la inscripción de nacimiento o defunción, sexo, domicilio legal, condición migratoria (además de última entrada y salida del país), residencia efectiva, ciudadanía, fotografía facial y firma autógrafa.

El documento también confiere al titular del MINJUS la posibilidad de otorgar acceso a la FUC a quien determine, así como incluir otros datos personales en la Ficha, todo sin consentimiento previo de los ciudadanos.

¿Qué peligros conlleva TuEnvío 2.0 y la Ficha Única del Ciudadano?

El acceso de TuEnvío a la FUC, lejos de garantizar espacios de seguridad para que las personas puedan ejercer derechos como comprar de manera segura, lo que crea son condiciones para la desprotección de datos personales. Ahora es como si para comprar online lo tuviésemos que hacer, además, con datos personales sensibles. Esta es una muestra más de la cibervigilancia masiva a la que el Estado cubano somete a sus ciudadanos.– declaró la jurista Giselle Morfi Cruz a YucaByte.

Sin embargo, el hecho de que una plataforma de comercio electrónico como TuEnvío acceda a la FUC está contemplado legalmente, pues la Resolución 484 del MINJUS dicta que a estos datos tendrán acceso también los Organismos de la Administración Central del Estado y “otros”. En el caso de TuEnvío, tendrían acceso a un gran cúmulo de información delicada de los ciudadanos las Fuerzas Armadas Revolucionarias (FAR), puesto que la plataforma de comercio electrónico pertenece a la corporación CIMEX, que a su vez pertenece al conglomerado empresarial militar GAESA.

Esta información de los ciudadanos puede quedar en posesión de sujetos indefinidos. Cuando se dice “otros”, la ley deja un margen super amplio respecto a quién accede a la FUC. Al no definir concretamente quién tiene acceso a estos datos, queda como una laguna legislativa a la hora de que el ciudadano pretenda iniciar un proceso y determinar responsabilidades. Además, esto puede dar pie a delitos como la suplantación y robo de identidad, duplicaciones de documentos y ciberacoso por parte del Estado, que sabemos que persigue a activistas por los derechos humanos, periodistas independientes y artistas.– señaló Morfi Cruz.

Existe también la posibilidad de extender la cantidad de información que alberga la FUC, lo cual pondría en peligro muchos más datos de los ciudadanos. En 2014, a raíz del programa de renovación del formato del carnet de identidad en todo el país, un reportaje del medio oficial Cubadebate señalaba que el Estado podría sumar más información privada de los ciudadanos a sus bases de datos. En dicho reportaje se entrevistó al coronel Mario Méncez Mayedo, entonces primer segundo jefe de la Dirección de Identificación, Inmigración y Extranjería del MININT, quien dio cuenta de que el desarrollo de las identificaciones ciudadanas permiten incluir “en un futuro” datos de voz, datos oculares y registro de ADN.

Para la compra online solo hacen falta datos muy precisos e imprescindibles, no lo que alberga la FUC. Estamos hablando del derecho a la privacidad y a la intimidad, que quedan vulnerables. Además, se está violando también el derecho a la autodeterminación informativa, porque el usuario no determina qué datos entregar o no. También se necesita para almacenar y proteger estos datos una infraestructura tecnológica fuerte, y ya sabemos que TuEnvío no la posee.– recalcó la jurista.

Desde su inauguración, en diciembre de 2019, la plataforma de comercio electrónico estatal TuEnvío ha presentado continuos problemas en sus servicios, casi todos asociados a su pobre infraestructura tecnológica. Esto ha afectado a los usuarios en momentos tan delicados como la llegada de la pandemia de la Covid-19, a veces mediante problemas con la devolución de pagos por tasas de cambio alteradas, la demora excesiva en la entrega de productos o los colapsos del sitio web.

La otra infraestructura que se necesita para albergar estos datos es una legal, es decir, leyes que protejan los datos de las personas y su derecho a la intimidad. Y en Cuba no existen  tribunales independientes o autónomos que atiendan estos asuntos. En resumen, estamos ante un Estado totalitario, dictatorial, que, como tal, usa este tipo de mecanismos para tener un mayor control sobre la sociedad.– concluyó Morfi Cruz.

Entradas creadas 186

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dos + 20 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Comienza escribiendo tu búsqueda y pulsa enter para buscar. Presiona ESC para cancelar.

Volver arriba