Monumento al gallego equivocado

La Cuba moderna y libertina que poco tiempo atrás fuera el destino de paupérrimos inmigrantes en alpargatas de esparto, ahora se aglomeraba, hambrienta de noticias, en la cocina de una familia dividida, para robar un atisbo de Los Beatles por cortesía de Francisco Franco. 

Comienza escribiendo tu búsqueda y pulsa enter para buscar. Presiona ESC para cancelar.

Volver arriba